¿Firma electrónica o firma digital?

Si en su empresa se preguntan qué firma elegir, Datecsa le da a conocer la diferencia entre firma electrónica certificada y firma digital.

El gran avance tecnológico que se ha venido desarrollando en los últimos años y la transformación digital en las empresas, implica incorporar soluciones de comunicación electrónica a través de firmas digitales y/o electrónicas, sin embargo, persiste la necesidad de conocer el contraste entre estos dos conceptos, ya que esto representa uno de los grandes retos al momento de elegir una firma y por eso es de vital importancia conocer la diferencia, dadas sus similitudes.

Conozca la parte legal de este proceso tecnológico, por supuesto también sus virtudes.

Pues bien, para hablar de firma electrónica es necesario abordar el concepto legal que trae el Decreto 2364 de 2012, en el numeral 3 del artículo 1, así: “ (…) 3) Firma electrónica: Métodos tales como, códigos, contraseñas, datos biométricos, o claves criptográficas privadas, que permite identificar a una persona, en relación con un mensaje de datos, siempre y cuando el mismo sea confiable y apropiado respecto de los fines para los que se utiliza la firma, atendidas todas las circunstancias del caso, así como cualquier acuerdo pertinente.(…)”.

Desde el punto de vista técnico, es cualquier método de firma de documentos electrónicos que se realice por medio de uno o más factores de autenticación o por medio de datos de identidad (biometría o con la consulta de datos personales), es decir, es un conjunto de datos electrónicos que acompañan a una determinada información también en formato electrónico. Se trata entonces de un concepto de naturaleza jurídica cuyo marco normativo le confiere la validez legal al método utilizado para la firma de documentos, con el fin de dar fe de un acto o voluntad por parte de los firmantes.

Frente a este concepto, es importante tener en cuenta que la firma electrónica debe integrar un certificado digital para garantizar elementos de seguridad e integridad (firma electrónica certificada) y evitar el no rechazo de los documentos firmados.

De otra parte, frente al concepto de firma digital en Colombia, éste se encuentra en el Literal C del artículo 1 de la Ley 527 de 1999, como un “…valor numérico que se adhiere a un mensaje de datos y que, utilizando un procedimiento matemático conocido, vinculado a la clave del iniciador y al texto del mensaje permite determinar que este valor se ha obtenido exclusivamente con la clave del iniciador y que el mensaje inicial no ha sido modificado después de efectuada la transformación; (..)”.

Adicionalmente a esto, es una implementación técnica concreta que aplica algoritmos matemáticos (criptografía asimétrica) acompañado de un certificado digital, es decir, al documento se le agregan un conjunto de caracteres para identificar al firmante y para certificar que el documento no ha sido modificado con respecto al original.

Una vez analizados los dos conceptos desde el ámbito jurídico y partiendo de sus semejanzas, podemos identificar tres grandes diferencias entre una firma digital y una firma electrónica certificada:

  1. Lo más importante a nuestro juicio, es que la firma electrónica permite dar fe de un acto o voluntad contenido en un documento. La firma digital podría decirse que permite encriptar los datos de un documento para conferirle mayor seguridad, sin que su objetivo sea dar fe de un acto o voluntad.
  2. La firma electrónica es un concepto jurídico que depende de un marco normativo que les otorga validez jurídica a los documentos firmados, utilizando un método de identificación equivalente o análogo a la firma manuscrita.
  3. La firma electrónica es un concepto más amplio dados los distintos factores de autenticación, que pueden ser utilizados según las necesidades de los empresarios.

En la actualidad, el método más utilizado es el de firma electrónica certificada dadas sus características más flexibles en su aplicación, así como la posibilidad de recopilar evidencias electrónicas frente a los requisitos de integridad del documento e identificación de los firmantes, esto permite mitigar los riesgos de suplantación de identidad y alteración de los documentos, en consecuencia, el no repudio del mismo cuando es aportado como prueba.

Si desea más información y/o una prueba gratis en nuestra plataforma de firmas electrónicas desde cualquier lugar (a distancia), lo invitamos a visitar nuestro sitio web y dejar su solicitud aquí.

Somos #MásQueTecnología.

Technology #TransformaciónDigital #Innovación #Tecnología #DigitalTransformation #FirmaDigital #FirmaElectrónica #FirmaDigitalOnline #TecnologíaDatecsa #SolucionesEmpresariales #GestiónDeContenidos #GestiónDocumental #Online #Automatización

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *